Opositores de Nicaragua denuncian asedio de la Policía tras una marcha en Costa Rica

Managua | EFE.-

Líderes opositores de Nicaragua denunciaron este lunes ser víctimas de una operación de persecución y asedio ejecutada por la Policía Nacional, luego de que participaron en una protesta contra el presidente Daniel Ortega en Costa Rica.

La denuncia se da en medio de una crisis sociopolítica que ha dejado cientos de muertos, presos y desaparecidos, así como decenas de miles de exiliados desde el estallido social contra Ortega en abril de 2018.

Aunque la Policía mantiene prohibido protestar contra Ortega, la medida, criticada por contradecir la Constitución local, se circunscribe a territorio nicaragüense, y no es extensiva a otros países, sin embargo los opositores denunciaron asedio desde su ingreso por la frontera con Costa Rica.

“En la frontera, al entrar a Nicaragua, estuvimos más de una hora en interrogatorio, con toda clase de preguntas (…) estando acá (en Managua), cuando agarramos un taxi, no siguieron varios motorizados policías (…), nos querían retener a la fuerza (pero) nosotros no habíamos cometido delito”, dijo el líder campesino Freddy Navas, a periodistas.

Navas y la también opositora Kenia Gutiérrez, ambos excarcelados políticos, habían viajado a Costa Rica para participar ayer domingo en una multitudinaria manifestación contra Ortega, al que califican de “dictador” y a quien culpan por la muerte de miles de nicaragüenses en protestas antigubernamentales.

En un video compartido por Gutiérrez en redes sociales se observa el momento en que varios agentes de la Policía de Nicaragua detienen el taxi que transporta a los opositores, y les obligan a acompañarlos, mientras Navas se niega, con el argumento de que no han cometido delito.

La negativa de Navas a ser detenido le valió a los opositores para reingresar a la terminal de autobuses internacionales, donde fueron auxiliados por la no gubernamental Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH).

El abogado de la CPDH, Pablo Cuevas, preguntó a los jefes de las patrullas policiales si tenían una orden de captura o habían encontrado a los opositores en flagrante delito, pero estos se negaron a responder.

Cuevas alegó ante los policías que si las autoridades fronterizas permitieron el paso de los opositores, tras realizar las requisas de rigor y detenerlos para extensos interrogatorios, fue porque no encontraron razones para arrestarlos.

Tras varias horas de rodear la terminal de autobuses, los policías abandonaron el lugar, y los líderes opositores lograron salir sin problemas, informó la CPDH.

Navas y Gutiérrez son reconocidos líderes opositores que fueron excarcelados en julio pasado, tras casi un año de guardar prisión por mostrar rechazo a Ortega.

Tanto la CPDH como la Unión de Presos Políticos Nicaragüense (UPPN), han denunciado que el Gobierno está volviendo a capturar a los manifestantes excarcelados.