Lo Último

Juez de Nicaragua ordena captura de denunciante ante Consejo de Seguridad

Foto tomada de Twitter

Managua | EFE.-

Un juez de Nicaragua ordenó hoy la captura del académico Félix Maradiaga, quien denunció violaciones a los derechos humanos por parte del Gobierno de Daniel Ortega ante el Consejo de Seguridad de la ONU, el pasado 5 de septiembre.

El juez Quinto de Distrito Penal de Audiencias de Managua, Félix Salmerón, ordenó este lunes el allanamiento de la casa, así como la captura de Maradiaga, informó la Corte Suprema de Justicia (CSJ), en una nota de prensa.

Según la acusación, el académico “gestionó a nivel nacional e internacional, al servicio y con el apoyo de grupos delictivos nacionales e internacionales, recursos financieros que captó y canalizó utilizando como medio en la ruta del financiamiento al Instituto de Estudios Estratégicos y Políticas Públicas (IEEPP)”.

Junto con Maradiaga, quien se encuentra en Estados Unidos desde julio pasado, fueron acusados los ciudadanos Pío Arellano y Jean López “por los mismos delitos”, indicó la Corte.

El académico supuestamente utilizó el IEEPP “para el adiestramiento de grupos de personas, que posteriormente participaron en las acciones desestabilizadoras del país ocurridas desde el 18 de abril, causando miedo y terror en la población nicaragüense”, señala la acusación del Ministerio Público.

La fecha coincide con el estallido social contra Ortega por unas fallidas reformas de seguridad social, que se convirtieron en la exigencia de su renuncia, y la de su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, después de cientos de muertos, en su mayoría jóvenes que protestaron contra el Gobierno.

Organizaciones humanitarias indican que los actos represivos denunciados por Maradiaga ante el Consejo de Seguridad han dejado entre 322 y 512 muertos, miles de heridos y cientos de desaparecidos.

Según la acusación, el académico “desarrolló, bajo la fachada de ‘cursos de liderazgos’, métodos de reclutamiento mediante los cuales se inducía a los participantes a la violencia, radicalismo y extremismo para causar caos y terror”.

También indica que Maradiaga promovía “el malestar social en contra de las políticas públicas del Gobierno, utilizando las redes sociales como canal mediático de masificación para generar graves alteraciones al orden público”.

“Tenía como objetivo capacitar a jóvenes y personas de diferentes departamentos, bajo la fachada de ‘líderes en la lucha de los derechos humanos y democracia’, que en realidad era el método para entrenamiento de actividades terroristas”, indica la acusación.

Maradiaga además fue señalado de crear “plataformas digitales con perfiles falsos y el desvío de IP”, y emitir un manual bajo el título “Estrategia para salvar la democracia de Nicaragua”.

El 5 de septiembre pasado, durante una reunión del Consejo de Seguridad para abordar el tema de Nicaragua, el académico brindó su testimonio en respaldo de un informe de la oficina del Alto Comisionado de la Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Acnudh).

En su informe, la Acnudh responsabilizó al Gobierno de Nicaragua por “más de 300 muertos”, así como por ejecuciones extrajudiciales, torturas, obstrucción a la atención médica, detenciones arbitrarias, secuestros, violencia sexual, entre otras violaciones a los derechos humanos.

Ortega mantiene que no es responsable de dichos señalamientos, y se ha declarado víctima de un intento de “golpe de Estado”.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: