El Gobierno de Nicaragua y oposición intercambian propuestas para las negociaciones

Denis Moncada, canciller de la República de Nicaragua. Foto archivo AFP

Managua | EFE.-

El Gobierno de Nicaragua y la opositora Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia se reunieron este lunes para intercambiar propuestas que los lleven a reanudar las negociaciones, a través de las cuales buscan solución a la crisis local.

Las delegaciones del Gobierno y de la Alianza se presentaron esta mañana a la sede del Instituto Centroamericano de Administración de Empresas (Incae), en el sur de Managua, con propuestas diferentes sobre cómo reanudar unas negociaciones que fueron suspendidas el 3 de abril pasado.

El Gobierno insistió en que la Alianza debe acceder a emitir un comunicado conjunto en el que se pida a la comunidad internacional la suspensión de las sanciones económicas, que hasta ahora afectan únicamente a los allegados del presidente Daniel Ortega.

Contrario a las últimas semanas, en esta ocasión el Gobierno no utilizó insultos para referirse a los representantes de la Alianza, lo que coincidió con una intervención más corta del canciller Denis Moncada ante periodistas, al ingresar a la reunión.

Moncada no confirmó ni negó su anuncio del viernes pasado, de que este lunes las partes firmarían nuevos acuerdos.

Los miembros de la Alianza mantuvieron su posición de no llamar al cese de las sanciones mientras el Gobierno no brinde muestras “concretas” de cumplir con los acuerdos firmados y avanzar en los pendientes.

Los compromisos que el Gobierno nicaragüense no ha cumplido se resumen en dos grandes temas: la liberación de los “presos políticos” y el respeto a la Constitución en lo referido a las libertades de expresión y de prensa.

Las partes tienen pendientes discutir sobre la justicia para las víctimas de la crisis y el retorno de la democracia en Nicaragua, lo que por un lado el Gobierno ha evitado, a la vez que la Alianza se niega a reiniciar las negociaciones mientras el Ejecutivo no cumpla con los dos acuerdos firmados.

La falta de cumplimiento por parte del Gobierno es lo que mantiene estancadas las negociaciones, ya que no tiene sentido firmar acuerdos si al final no se honran los compromisos, según la Alianza.

Las reuniones para retomar las negociaciones son promovidas por los “testigos y acompañantes” del proceso, como son el nuncio apostólico en Nicaragua, Waldemar Stanislaw Sommertag, y el exministro de Defensa de Uruguay y delegado de la Secretaría General de la Organización de los Estados Americanos (OEA), Luis Ángel Rosadilla.